Las mejores terrazas de Ámsterdam
Amsterdam es una ciudad fascinante sin lugar a dudas, que lo tiene todo para enamorar al viajero: vida diurna y nocturna, magnífica arquitectura, preciosas calles, encantadores canales, cultura contemporánea, exclusivos restaurantes, museos… Quienes visitan la ciudad holandesa no dejan de transitar de un lado a otro intentarlo verlo todo, o casi todo. Andando o en bicicleta, una visita a Amsterdam nos dejará sin duda encantados, pero también agotados.

Como ya he comentado, Amsterdam lo tiene todo: incluso lugares excepcionales donde descansar y relajarse, terrazas que son auténticas “playas urbanas” para disfrutar del aire libre y el sol del verano. Si quieres saber dónde estan estos secretos tan bien guardados, sigue leyendo…

Una terraza clásica donde combinar la ingesta de la mejor cerveza holandesa (cerveza de trigo marca Grolsch: todo un clásico) con el descanso más cómodo es la terraza del bar restaurante Werck, en la foto de la izquierda. Este establecimiento se encuentra en la esquina de las calles Prinsengratch y Westernmark y lo más curioso es su terraza superior, que además de las clásicas mesas y butacas cuenta con… ¡Tumbonas! Sin duda, la mejor elección para el aperitivo, el café o el refrigerio durante las horas en las que el suave sol del verano calienta el ambiente.

Las mejores terrazas de Ámsterdam
Pero si lo que buscamos es algo realmente impresionante, entonces lo que tendremos que hacer es dirigirnos al Museo de la Ciencia NEMO, que se encuentra en los muelles de la ciudad (Oosterdok, 2). Diseñado por el arquitecto Renzo Piano, como podéis ver en la foto que encabeza el post su estampa (que remeda un barco oxidado, varado en el muelle) es impresionante. Además de visitar sus instalaciones, completamente interactivas y perfectas para niños, adolescentes y adultos curiosos, este museo tiene en su “proa” una enorme terraza (imagen de la derecha), con tumbonas escalonadas y un pequeño río, que abre entre junio y septiembre.