Brunch en Nueva York: sitios de moda
¿Sabéis lo que es un brunch? Si no es así, lo siento, pero estáis un poco out… Con esta palabra se designa una comida a medio camino entre el desayuno y el almuerzo, que se puso de moda ya hace unos años en Nueva York y desde allí se extendió al resto del mundo. Se trata de un término que deriva de las palabras breakfast y lunch (desayuno y almuerzo), y que cuenta con muchos fans a lo largo y ancho del planeta.

Si viajáis a Nueva York no podéis dejar de tomar el clásico brunch en alguno de los locales de moda, que por cierto tampoco son los más caros. Atención, porque aquí van unas cuantas pistas…

Calliope: en la Segunda Avenida

Brunch en Nueva York: sitios de moda
Uno de los restaurantes más adecuados para ejercer esta deliciosa costumbre es Calliope, un establecimiento situado en la Segunda Avenida, donde se encontraba antes un local belga de nombre Belcourt. Este lugar ofrece diferentes opciones para el brunch, entre las cuales no faltan los clásicos huevos Benedicta. Calliope os permitirá, además, degustar vuestro brunch en su terraza para no perderos nada de lo que se mueve por la Gran Manzana… Y una recomendación: su sándwich Montecristo. Probadlo y luego me lo contáis.

Brunch griego a buen precio

Brunch en Nueva York: sitios de moda
Otra excelente opción es un local de nombre con tintes hispanos: Snack Taverna (lo de la v nos falla…). En este caso se trata de un establecimiento de cocina griega tradicional, situado en una esquina del Village, algo escondido. Su brunch de fin de semana es estupendo y a precios asequibles; además, este restaurante ofrece un reducto de tranquilidad frente a la frenética actividad de la ciudad de Nueva York.

Con ambiente juvenil

Brunch en Nueva York: sitios de moda
Para terminar, un buen lugar donde disfrutar del brunch es también Bread Tribeca (ubicado en el distrito del mismo nombre). El fin de semana cuenta también con deliciosos brunchs para degustar en su moderno y cómodo local. Una de sus ventajas es sin duda que no presenta tanta complicación como otros sitios de moda a la hora de reservar mesa; además, su ambiente juvenil y sus fantásticos precios también lo convierten en una buena elección.