Museo Barbier-Mueller en Ginebra
Ginebra es una ciudad muy conocida en todo el mundo gracias a las numerosas organizaciones internacionales que tienen sede en este maravilloso territorio de Suiza, aunque también es muy famosa por ofrecer a sus habitantes una excelente calidad de vida, que está considerada como la mejor de todo el mundo. Así que si estás pensando en disfrutar de unas vacaciones de ensueño en un lugar inolvidable, tienes una cita en este encantador territorio que sorprenderá incluso a los viajeros más experimentados.

Los turistas que se acercan a la ciudad vuelven enamorados de la belleza de sus paisajes, de sus parques y espacios naturales, y de la maravillosa arquitectura de gran riqueza visual que se aprecia en sus calles, edificios, avenidas y plazas, sin olvidar tampoco la propuesta museística y las actividades culturales que ofrece la ciudad.

Museo Barbier-Mueller en Ginebra
Uno de los lugares de mayor interés turístico son los museos, de hecho Ginebra es una de las ciudades del mundo con mayor número de museos municipales, privados, centros de arte y galerías. Así que si lo que estás buscando es un destino cultural de ensueño, tu próxima parada debe ser Ginebra. Y en concreto uno de los museos que más interés y curiosidad despierta entre los visitantes, es decir el Museo Barbier-Mueller, por eso el artículo de hoy está dedicado especialmente a él.

Se trata de un museo dedicado al arte precolombino, que también tiene sede en Barcelona, y que presume de ser el único recinto cultural europeo dedicado exclusivamente a exhibir obras de arte que datan del 1500 a.C. al siglo XVI. En su interior encontrarás una completa colección de reconocido prestigio internacional que te ofrece la posibilidad de realizar un interesante recorrido a través de las primeras culturas del continente americano, planteadas desde diferentes enfoques que están presentes en una gran variedad de exposiciones temáticas. Pero la propuesta cultural no termina aquí, ya que también encontrarás obras de artistas contemporáneos que aportan mayor dinamismo al museo y ayudan a actualizar las colecciones.