mina-naica-mexico
Absolutamente impresionante. Así es la mina de Naica situada en México y famosa por sus formaciones de cristal. Si alguna vez te animas a visitar este país, tendrás la oportunidad de admirar cristales de gran tamaño. Probablemente, los más grandes que jamás hayas visto y que crecen en todas direcciones.

En Destinolandia te acercamos hasta este mágico escenario bajo tierra repleto en busca de algunos de los cristales más hermosos del mundo. ¿Nos acompañas?

Una cueva de cristales de selenita

Situada en la ciudad de Chihuahua (México), la Cámara de los Cristales es uno de los lugares más sorprendentes de este país. Impresionantes cristales de selenita dotan de gran belleza a esta cueva. Un paisaje que recuerda al frío hielo pero que nada tiene que ver con él, ya que dentro de esta gruta las temperaturas son realmente altas.

Para que te hagas una idea de su magnitud, dentro de esta cueva se han encontrado cristales de aproximadamente unos 15 metros de largo y 2 metros de grosor. Sin lugar a dudas, un escenario natural realmente único en todo el mundo.

mina-naica-mexico

A 330 metros de profundidad

La Cámara de los Cristales está situada a 330 metros de profundidad, lo que dificulta notablemente las tareas de exploración. A esto hay que sumar también las condiciones atmosféricas: una cueva que alcanza los 50 grados centígrados y con el 100% de humedad en el ambiente.

Así que, con semejantes condiciones, no resulta extraño que la gruta esté sin explorar. De hecho, solamente una de las cuevas de la mina de Naica está abierta al público. Como te puedes imaginar por las fotografías que acompañan al artículo, debido a su geografía algunas cuevas de esta mina son solo aptas para los expertos en la materia.

Descubierta en 1794

Un inmenso bosque de cristales que fue descubierto allá por el año 1794. A pesar de sus duras condiciones atmosféricas, los últimos avances tecnológicos hicieron posible descubrir algunas singularidades que ofrece esta cueva. Una cueva cubierta totalmente por cristales transparentes de selenita (yeso muy puro).